Brujería luciferina y Set-Tifón

por Michael Ford




Suti (Set) y las Formas Diabólicas en el Antiguo Egipto

"Yo soy el Dios-Cocodrilo (Sebak) que habita entre sus terrores. Soy el Dios-Cocodrilo y atrapo (a mi víctima) como una bestia voraz" – "Transformación en el Dios-Cocodrilo", del Libro Egipcio de los Muertos.

Set se considera en el desarrollo de la Gnosis Luciferina como el Adversario, una forma antigua del Adversario. En el Libro Egipcio de los Muertos el Dios Cocodrilo Sebak presenta algunos aspectos similares en su naturaleza a los de Set, como en lo tocante a las formas que puede adoptar. Según parece, un foco iniciático considera que en el símbolo y en los rasgos de Set, "En Verdad el Más Grande de los Dioses", se encierran muchos aspectos y formas diferentes de la mitología egipcia. Seker también parece ser un dios asociado con una antigua manifestación de Set; en el Tuat, uno de los túneles que estaban bajo el control de Seker estaba guardado por una serpiente con cuatro patas, escorpiones, víboras y otros demonios alados.


Según E. A. Wallis Budge, la palabra árabe Tawfan puede tener relación con el nombre Tifón [Typhon], dado que el término árabe significa "Tempestad". Apep era universalmente conocido como el diablo-serpiente que tenía poder sobre las tempestades, la oscuridad y la noche. Set adoptó sus formas también en la oscuridad. Como Sutekh, su naturaleza "adversaria" hizo que existiera tanto en el Tuat o inframundo, posiblemente en la forma de Apep (una vez que dominó este aspecto caótico), como sobre la tierra como Dios-Hombre. En Kom Ombo y en otros lugares Set fue llamado Nubti y Sutekh, y luego identificado con el dios Baal, que los hiksos tenían por su mayor dios.

A Set se le conoce como el guerrero poderoso que tiene su reino en el Norte, específicamente en el Cielo Norte, donde habita en una estrella de la constelación de Khepesh o "el muslo". Tifón ha sido asociado durante mucho tiempo con Set, y los rasgos que comparten son claros. Consideremos la naturaleza de Typho, como le llamaban los griegos: era la bestia que corrompió el orden natural, el curso de la naturaleza. Set también es así, una Anti-Naturaleza en la que su espíritu está contra las leyes naturales y avanza siguiendo su propio camino. Un elemento común en las prácticas del Sendero Luciferino es forjarse uno su propia identificación o mitología, su propio camino frente a los otros. Así, por la práctica antinómica de base espiritual, el Adepto llega a ser "como" Set o Ahriman, no en ninguna de las definiciones occidentales "malvadas", sino en su sentido espiritual.

Los nombres del Adversario en el Antiguo Egipto (como Set y Apofis) fueron muchos, algunos ejemplos son: Nak, Sabau, Apofis, Suti, Baba, Smy, Hemhemti, Pakerbeth, Saatet-ta, Qerneru, Tutu, Nesht, Hau-hra, Iubani, Amam, Seba-ent-Seba, Khak-ab, Khan-ru, Uai Sau, Beteshu y Kharubu, el Cuatro Veces Malvado.

Los Betshet Smaiu y Mesu eran los "Niños de la Rebelión", aquellos que cambiaban de forma y eran miembros de un culto que veneraba a la Serpiente como su Dios. Como aparece escrito en el Génesis, la serpiente era "más sutil que cualquier otro animal", refiriéndose a su astucia y alerta al acercarse a algo.

La materia asociada con Set-Tifón es el hierro, llamado frecuentemente "el hueso de Typho". Gracias a su fuerza, Set consiguió el dominio sobre todas las cosas en un momento determinado. Sus formas eran muchas y su deseo y hambre de existir eran mayores que los esfuerzos de sus enemigos por destruirle. Set es considerado la personificación de las aguas negras y del desierto, la doble esencia de su ser es fundamental en su papel de examinador y de iniciador hechicero.

Todos los depredadores de espíritus que devoraban muertos se encontraban en las oscuras simas del Tuat. Aapep, Apep o Apofis era el Demonio Serpiente del caos, que devoró a muchos y luchó a menudo con Set. Después Apep fue vencida y dominada por Set, y pronto se fusionó con él. Como la forma más común de Apep era el cocodrilo, esta fue también la forma que adoptó Sutekh o Set. Suti (Set) fue también a menudo un Dios de la Muerte, devorando espíritus y haciéndose su amigo también. El Espiritualismo Depredador tiene sus raíces en el mundo del Antiguo Egipto, ya que aquello que los dioses practicaban, algunos adeptos lo practicaban también.

En el Tuat había un demonio-serpiente llamado Sati-temui, que tenía setenta codos de largo y del que se decía que crecía al devorar las almas de los muertos que se encontraban allí. Igualmente se hace mención a una serpiente llamada Akriu, que era asimismo enemiga de Ra. También había un lugar de fuego en el Tuat, donde habitaba un Señor en forma de serpiente gigante que tenía el poder del Mal de Ojo. Esta serpiente seducía a sus presas y luego devoraba sus espíritus. Tengamos en cuenta que las formas de Set eran muchas, el Dios de la Oscuridad y de la Guerra es un dios creativo, de la progresión y de los cambios de formas. Él sobrevive por sus transformaciones.

El sendero del arte de hechicería llamado Brujería Luciferina puede entenderse mejor a la luz del concepto setiánico del Adversario como una fuerza dual y necesaria. Así como la Magia del Caos es un desarrollo sin límites de la hechicería original, el Sendero Luciferino es un desarrollo posterior y más refinado de esa hechicería original, un camino definido hacia el desarrollo setiánico y el consiguiente proceso de auto-transformación.

La Brujería Luciferina ofrece un acceso a la gnosis de lo que nuestra cultura ha llamado Satán, llegando expresamente hasta las raíces del Adversario, para descubrir los diversos rasgos culturales del espíritu luciferino. Ahriman es una fuente primaria de esta gnosis, pero Set o Sutekh, como Dios de la Oscuridad, es igualmente fascinante, si uno encuentra interés en esto.

Consideremos los ideales del Sendero Luciferino. En Luciferian Witchcraft [Brujería Luciferina], de Michael W. Ford, el auténtico fundamento del Adversario es presentado como una fuerza multicultural, existente por lo tanto dentro del propio universo y no una creación humana. Aunque el hombre le ha dotado de atributos antropomórficos, este espíritu antecedió a la consciencia humana. Al practicar Brujería y Hechicería Luciferinas, uno esencialmente prepara su mente y su cuerpo para convertirse en un recipiente para esta fuerza, no uniéndose a ella, sino más bien abarcando la esencia del Adversario, permitiendo así que uno mismo forje el Caos en el Orden deseado dentro uno mismo. Esto es por definición Magia del Caos. Lo que le confiere el título es el resultado de lo que ha transformado la propia Gnosis, del propósito del trabajo.

Sé cauto en las cuestiones de Magia del Caos, no estás sólo cambiando de paradigma, sino utilizando fuerzas caóticas para implantar Orden temporal en ti mismo, para crecer más fuerte y progresar como Adepto. La Magia del Caos, en el sentido en que me refiero a ella aquí, es un conjunto de herramientas de formas diversas de creencia ritual para construir tu propio foco iniciático. La base es el aspecto consistente de la Brujería del Caos dentro del Sendero Luciferino.

El Sabbat de los Brujos se compone de dos aspectos: el Celestial o Empíreo (el más alto aspecto de Luz, Fuego Luciferino y divinidad) y el Infernal (los aspectos más bajos, los demoníacos). El Sabbat de los Brujos es la transferencia espiritual desde la carne despierta (la vida cotidiana) al rito astral / de los sueños (la reunión de los brujos y hechiceros en la arena de los sueños).

El Sabbat ha sido explorado desde antes de la Edad Media, en su forma infernal, demoníaca, depravada según la Cristiandad. Fue Austin Osman Spare quien, en su apartamento de una sola habitación en Londres, despertó a la reunión de los espíritus, que fornican y procrean el deseo propio de cada hechicero. Spare consideró el Sabbat altamente saludable, y percibió un incremento de la salud y el vigor mentales y físicos. A comienzos de la década de 1950 hizo numerosas ilustraciones sobre el Sabbat en diversas formas, incluyendo muchos aspectos infernales presentes ya en su obra más temprana. Kenneth Grant después ilustró gran parte de la Gnosis Luciferina de Spare en su legendario trabajo Images and Oracles of Austin Osman Spare [Imágenes y Oráculos de Austin Osman Spare].

El Sabbat de los Brujos es un aspecto onírico de la imaginación, que fortalece a uno mismo en los arcanos del Fuego Astuto, o Llama Negra. La Tradición de Caín como Señor de los Jinetes hace referencia al espíritu vinculado a la tierra que enciende la auténtica llama de uno mismo, la iluminación de Iblis / Shaitan. Uno se convierte un recipiente que refleja su propio toque característico, diferente de todos los otros, incluso de los otros que siguen un sendero similar. Dentro de la naturaleza del espejo ligado como un Ouroboros, emergemos al sueño del vuelo del espíritu, cuando el Sol es la Esencia Negra de la creación y todas las imágenes caen bajo la luz de la Oposición. Caín es la encarnación de la fuerza y la sabiduría de los Vigilantes, la auténtica posibilidad de la consciencia divina despierta en cada hombre y en cada mujer.

La entrada a la práctica luciferina se simboliza en el Azothoz de Luciferian Witchcraft. Para este trabajo me serví del método del poema y la prosa para escribir una clave dirigida a hechizarse a uno mismo, que es alcanzar la consciencia espiritual a través de un espejo luciferino y setiánico. En este trabajo mi tarea era mostrar claramente la conexión y el proceso de auto-iniciación a través de las tradiciones de los Vigilantes, los Nephilim, el Águila Negra y la esencia del Adversario. La combinación de arte y texto invoca al espíritu de Shaitan y Lilith para quien pueda acogerlo. Azothoz irrumpe en la corriente de la Magia para manifestarse en el iniciado que pueda ser de esta esencia, nacido de la sangre de los brujos por una chispa del fuego de los Djinn. Es este un proceso luciferino de Autoliberación que invita a una comprensión más profunda del Demonio y del Ángel, a su unión fuera de la perspectiva cristiana. Es la otredad que las personas pueden buscar inspirar, acercando al Señor de las Tempestades y del Caos, Set, un espíritu de Orden en uno mismo.

Al tratar sobre los ángeles, debe mencionarse la cuestión del "familiar angélico", "ángel luciferino" o Santo Ángel de la Guarda. Estos son los aspectos elevados de nuestra consciencia, mientras que el "familiar demoníaco" representa sus aspectos más bajos, bestiales, atávicos, la sombra en sí misma. Aquí se encuentra la esencia de Ahriman como aquel que trae la sombra, con la que enlazamos lo más alto con lo más bajo. Las referencias a lo infernal y lo demoníaco en la Brujería Luciferina quieren, en este proceso de Autoliberación, iniciar el cambio y el progreso de uno mismo desde un punto de vista mágico.

El Sabbat en sí mismo sucede entre el sueño normal y el despertar, es un proceso místico movido por la determinación de cambiar y avanzar. En un trabajo simbólico, el que sueña experimenta el Sabbat, sea en lo Celestial (reunión luciferina, comunión con los Vigilantes), sea en lo Infernal (reunión demoníaca, fornicación con los muertos y sus sombras), para pasar a un fuerte proceso de auto-iniciación, donde la imaginación se ilumina y es capaz de mantenerse sola. Mediante un proceso de observación, y por medio de la Voluntad, la imaginación se vuelve capaz de crear y mantener su propio ser individual e independiente.

En mi opinión, desde una perspectiva setiánica, la Brujería Luciferina no es efectiva como herramienta del Sendero de la Mano Derecha. Sólo es esencialmente útil dentro de la perspectiva del Sendero de la Mano Izquierda. El Sendero de los Hechiceros es un camino de autodesarrollo, de exploración a la vez de los aspectos de sombra y de luz de uno mismo, utilizándolos ambos para el beneficio propio y dirigiendo estos instrumentos en último sentido hacia la transformación. Cuando uno entra en el Círculo Luciferino, la identidad es rodeada por los arcanos del Yo, que Austin Osman Spare definió como el centro del ser y las infinitas posibilidades que hay en él. Todos los Demonios y Ángeles de uno, como familiares o guías, son sólo expresiones del propio ser. Antes de que uno se quede a oscuras en las aguas de la Wicca, hay que revelar la auténtica fuente.

Para explicar mejor el Sendero Luciferino, en el sentido en que se presenta en Luciferian Witchcraft, Liber HVHI y Book of the Witch Moon, se hace a continuación una valoración de los instrumentos básicos, las formas de los dioses y los modelos de creencias:


Apep

El demonio-serpiente del caos y de las aguas abismales del Tuat. Apep es la primera encarnación del Tuamat sumerio o del dragón de siete cabezas del Apocalipsis. En la primera manifestación persa, Ahriman y los ArchDaevas. En la tradición egipcia, como podemos ver por su estudio y su clave, no es otra cosa que Set revelado, el primer aspecto draconiano de uno mismo. Apep encarna la auténtica esencia de Set y puede considerarse asociado también a su sombra o forma demoníaca. En las secciones décima y undécima del Tuat, Set-heh se muestra a la iquierda de los Dioses en un lugar ardiente, Horus está delante de Set-heh en forma de serpiente.


Anubis

El Señor de los Chacales y Abridor del Camino, Anubis, es Hermes, la Puerta hacia la Muerte. Anubis es un examinador, uno que hace emerger los corazones en la esfera celestial o los hunde en la infernal. Anubis es también un Dios Mortuorio, que vive en las preparaciones para el embalsamamiento y el funeral. En la Brujería Luciferina uno asume la máscara de Anubis para llegar a ser como Anubis. Algunos pueden buscar las sombras de los muertos o hacer posteriores experimentos necrománticos, dependiendo de los gustos del brujo.


El Alfabeto del Deseo

Considerado una fórmula para un punto de encuentro con el "otro" o la "otredad", el Alfabeto del Deseo es una inexpresable gramática que permite la comunicación con Azoth o el subconsciente. Azoth es el comienzo y el fin, el que abarca todo lo que está en medio. Como setiano o luciferino, uno puede incorporar el Alfabeto del Deseo como un instrumento de autodeterminación o Voluntad para alcanzar sus objetivos. El Alfabeto del Deseo puede ser un instrumento de exploración muy útil a la hora de hacer avanzar el propio conocimiento en los ámbitos de las hierbas y sus usos, de la proyección astral, de las artes marciales, de la comprensión de las correspondencias del Tarot, de cualquier cosa. Los Grimorios Luciferinos, como Liber HVHI, Luciferian Witchcraft y Book of the Witch Moon, incorporan el Alfabeto del Deseo como forma de comunicación con el familiar del brujo, el "Santo Angel de la Guarda" y el "Genio del Mal" de la Cabbala. Las 22 letras / senderos de los Qlippoth se explican en el Liber HVHI, y resulta bastante interesante comprobar cómo a medida que uno avanza a través de los trabajos y rituales descritos en Luciferian Witchcraft, Liber HVHI y Book of the Witch Moon, se reduce la diferencia entre el Santo Ángel de la Guarda y el Genio del Mal, sombra y luz llegan a reunirse y la identidad de uno mismo crece como Un punto equilibrado dentro del círculo del arte mágico. El Alfabeto del Deseo, que es como Austin Osman Spare lo llamó, representa el arcano completo de la brujería, a partir del cual el Adepto Negro puede hacer sus deseos en espíritu y en carne. La metodología de los Qlippoth también está dentro de esta gnosis. La Orden del Fósforo imparte una instrucción básica sobre la creación del Alfabeto del Deseo a partir de los 22 Túneles de los Qlippoth, tal como han sido definidos en Liber HVHI.


La Estrella Luciferina de Ocho Puntas: Algol

El sígil de ocho puntas contiene numerosos símbolos de interés, y una definición puede reflejarse en la otra. Llamado el Sígil o la Estrella del Caos, este símbolo de ocho puntas representa el vacío y el no-ser respecto a la materia en el universo. El Caos es la más benéfica de las fuerzas; a partir de ella Adepto Negro consigue llevar Orden temporal dentro de Sí Mismo. En los Ritos Sabáticos, es el Ritual de transferir la consciencia a uno mismo. Esto es una reminiscencia de los aquelarres de las brujas italianas, que se entregaban a la Caza de Espíritus en el plano de los sueños. La esencia luciferina de participar en el cónclave es el lugar de encuentro de los Tres, es la Estrella de Siete Rayos iniciática, más el Octavo Rayo que es el iniciador de la Magia, el propio Set. Nick Hall señala en Chaos and Sorcery que la Estrella de Ocho Rayos apareció en Mesopotamia hacia el 3.000 a.C. como un símbolo que significaba Dingir (Dios), An (Cielo) y Estrella. Esto puede entenderse en un contexto luciferino como que Dingir representa las infinitas posibilidades del ser, el Fuego robado del Cielo, y la unión de la Apertura Celestial con el Aethyr del ser angélico, el mayor intelecto o esencia asociado con el Neter Set. En la Brujería Luciferina, Algol es representado por los Cinco Elementos de Ahriman, tal como fueron originalmente descritos por el antiguo Culto Maniqueo, que se inspiró en el Zoroastrismo, pero que fue considerado herético. Estos elementos del Príncipe de las Tinieblas combinan aspectos bestiales y terrestres, que Ahriman domina dentro de su círculo.


El Santo Ángel de la Guarda / El Genio del Mal / Congressus cum Daemone

Hay muchos equívocos dentro de la Magia sobre lo que es realmente el Santo Ángel de la Guarda. Algunos lo han descrito como una fuerza exterior que guía a cada persona, otros como una fuerza del subconsciente. La experiencia y la dirección que he tomado me han hecho ser partidario de que se trata de una fuerza del subconsciente. El Familiar Mayor es un resultado de operaciones atávicas (que incluyen el Ritual del Nonato) con las que el Hechicero Luciferino llama tanto al Genio del Mal (la atávica naturaleza demoníaca de unos mismo) como al Santo Ángel de la Guarda, la fuerza angélica empírea. Mezclarse con el Aspecto Demoníaco permite una mayor articulación a la fuerza espiritual, que es parte de nosotros. El espíritu que se presenta como Familiar puede ser considerado la propia identidad angélica / luciferina iluminada. Por supuesto no se trata de una entidad separada sino la imaginación del Hechicero proyectada y desarrollada, a partir de la cual puede visualizar una fuerza creada de sombras y tinieblas, unida con las articulaciones más altas de un Espíritu Luciferino de Llamas (Iblis) o de Luz, creando así el Santo Ángel de la Guarda o Familiar Angélico. No hay guía mística para esta fuerza, es en gran medida una parte de tu ser, iluminado y fortalecido por tus propios deseos.


Fetiches (Menores y Mayores)

Un Fetiche es sencillamente un depósito de poder. Representa en cierto sentido al brujo o a la bruja, especialmente algún aspecto de su personalidad. Por ejemplo un Fámulo Vampírico puede ser una calavera humana (de los Caballeros Templarios se dice que adoraban a Bafomet en forma de calavera humana) que contenga un sígil consagrado que represente los aspectos vampíricos de uno mismo, junto con tierra de un cementerio en el que el brujo haya descansado y meditado sobre la muerte. Los fetiches se consideran instrumentos poderosos en la brujería y hechicería primordiales, porque son puertas de la consciencia y una extensión creciente del hechicero. Al hacer un fetiche, considera qué elementos pueden ser idóneos para el propósito del elemental que deseas. Se crea al fámulo con aspectos de uno mismo ayudado por los manes de los muertos, llevado por la Voluntad a una forma que existe mediante el fetiche o depósito, pero que en última instancia es un lugar donde reposa la consciencia del brujo. "Vampiro", en el sentido en que se describe aquí, es una palabra que denota la esencia de los mitos de antaño, esencialmente una "Espiritualidad Predadora" que el Adepto Negro lentamente transforma en el sendero.


Caín

Conocido también como Chiva o Chioa, la Bestia – hijo de Samael y Lilith. Tubal-Qayin es el Señor de los Jinetes, el Patrón Luciferino del sendero, el iniciador. En ciertas esferas de la gnosis de la Brujería Luciferina, Caín es una forma terrena de Set, la forma impuesta en carne, en los campos, desiertos y cavernas de la tierra. Caín puede verse como una forma simbólica del despertar y gran parte de la gnosis de la Brujería Luciferina se basa en la asociación auto-iniciática con Caín. Caín también es considerado el Hijo de Asmodeus / Samael y Lilith, un retoño de la unión infernal. La tradición del Herrero Hechicero se explica en detalle en Luciferian Witchcraft, Liber HVHI y Book of the Witch Moon.


Leviatán

Considerado primeramente "masculino" y a menudo también "femenino", Leviatán supone la antigua carne de Mummu Tiamat, la Diosa primordial. Leviatán es la unión de las sexualidades, y todo emerge de este Dragón de las Profundidades. Se considera que Leviatán o el Ouroboros es el que abarca el sendero de cada uno, o su Voluntad. Rodea todas las cosas exteriores tal como haya sido decidido por el Deseo, la Voluntad y la Creencia del brujo. Tal como es descrito en el Yatuk Dinoih, Leviatán es el dragón que consigue la union de Lilith y Samael dentro del mago, que hace posible que el sendero siga adelante.


Shaitan / Lucifer

Lucifer es el Portador de la Luz, el Ángel Caído que enaltece el conocimiento y la sabiduría por encima de la fe ciega y el servilismo. Lucifer era el Serafín que guardaba el Trono de Dios en los Cielos, con una espada llameante y un hermoso rostro. A causa de la stasis Lucifer deseó rebelarse, iniciar la exploración de su propia sombra. El Ángel entonces se convirtó también en un Demonio, manteniendo ambas cualidades de oscuridad y luz. Lucifer cayó a la Tierra y buscó el auténtico conocimiento en la Tierra, y dentro de ella los poderes que la oscuridad podía aportar. Iblis, un título de Shaitan, es descrito en los antiguos textos como un Espíritu de Fuego, aquel cuya eterna llama no se inclina ante nadie, ni siquiera ante una fuerza divina. Iblis / Shaitan comprendió que era único y poderoso en su propio ser y que, separándose del orden natural, podría llegar a ser como un Dios. Azothoz presenta una clave en forma de poema sobre la naturaleza del Adversario y su transformación.


Lilith-Az-Babalon-Hécate

El Femenino Demoníaco es la fuente del Culto de la Brujería, tanto en sus aspectos oníricos como despiertos. Mientras la Wicca ha seguido un camino más estéril hacia la Diosa, la Brujería Luciferina reconoce la belleza de la Diosa Demoníaca como una fuente de poder y auto-deificación. Mediante Babalon bebemos la sangre de los santos y surgimos como dioses. Lilith es la Reina Bruja Súcubo del Sabbat, que es la auténtica madre de todos nosotros. Todo tras el velo de la oscuridad viene de ella, fornicamos con ella continuamente en la fructífera imaginación de la creación. Los cuatro nombres arriba señalados no son más que un vistazo a su cara, porque ella lleva muchas máscaras, de acuerdo con su rol. Todas las personas pueden invocar a Babalon Lilith, independientemente de su género. Se la encuentra en la Ciudad de Chorazin, y de ella se obtiene el Cráneo Copa de Sangre, para beber profundamente de la Fuente Inmortal de su Esencia Vampírica. Una parte del trabajo del Aquelarre Nachttoter (un pequeño grupo del que forma parte el autor de estas líneas) es estudiar y restaurar la obra de John Whiteside Parsons, entre ella un título notable: el trabajo de Belarion Armiluss Al Dajjal el Anticristo. La esencia de la Brujería, en su correcta perspectiva del Sendero de la Mano Izquierda, es la iluminación y la comprensión del Femenino Demoníaco, que se revela a cada brujo que avanza en este sendero de oscuridad. Un símbolo del Aquelarre Nachttoter es el Sígil de Hécate, que es un espejo hacia las Puertas de los Muertos, la morada de la Diosa de la Brujería.


Los Fragmentos Setiánicos de la Brujería Luciferina

Estas formas de dioses tienen un gran poder para el hechicero que las convoca, que descubre sus aspectos atávicos relacionados y que llega a ser como ellas. Uno puede buscar crear estas formas de energía tan estrechamente conectadas con la psique, iniciando así un camino de transformación de uno mismo a través de la manifestación de las cualidades y rasgos de esas formas de dioses. Los atavismos se usan también en un sentido similar, aunque a menudo se puede usar el Resurgimiento Atávico como una forma de convocar muchas de las formas de dioses citadas más arriba.

Una parte de la Brujería Luciferina o gnosis de la Alta Hechicería se desarrolla a partir de Charles Pace, conocido en los primeros círculos Wicca como Hamar'at. Pace, nacido en 1920, fue un colaborador temprano de Gerald Gardner, que lo conoció a través de algunos círculos ocultistas de hermetismo egipcio a los que ambos pertenecían. Pace fue conocido en los años sesenta como un Sacerdote de Set y de Anubis, y luego se convirtió en un sumo sacerdote del Aquelarre de Gerald Gardner en el sur de Londres. Charles elaboró dos manuscritos que se conocan de sus lecturas y enseñanzas, manuscritos que se basaban en su propio Culto Setiánico de las Máscaras. Pace ofrecía un aspecto luciferino de la Wicca que hubiera producido un verdadero terreno iniciático, en vez de una doctrina religiosa dogmática e inmóvil.

Necrominion y The Book of Tahuti fueron los dos manuscritos que sobrevivieron a Pace, redactados a finales de los sesenta y principios de los setenta. Necrominion se basa en el Culto Setiánico de las Máscaras, un ornamentado rito de Magia Sexual conocido como Ankh-Ka, el Quíntuple Beso, y material sobre el Tarot Hermético, que ofrece atributos distintos al sistema coherente de las cartas de Thoth de Aleister Crowley.

The Book of Tahuti fue dedicado a "Austin Ozman Spare" y está basado en el Tarot Hermético. Muchas de las imágenes son hermosas e impresionantes. El manuscrito incluye el Triple Círculo Hermético de Hamar'at, que ha sido incoporado en el Aquelarre Nachttoter y en mi propio trabajo mágico. Presenta a Ankh Ka Djed, que es una triple forma de auto-vigorización y que presenta resultados similares al Ritual del Nonato. El Círculo se reproduce, con nuevos atributos basados en mi propio trabajo, en Luciferian Witchcraft.

Charles Pace fue un empleado de pompas fúnebres de Escocia, y fue consultado por Jimmy Page cuando redecoró la Casa de Boleskine, pintando muchos murales en torno a la mansión. Pace tuvo problemas con los seguidores de la Wicca y con la prensa británica en los setenta, por varios motivos. También Anton Szandor LaVey se escribía con Pace alrededor de 1974.

Tras recibir copias de las imágenes de Pace, mi propio trabajo pareció abrirse en un nuevo sentido, descubriendo nuevos aspectos de este olvidado personaje. Al recibir esas imágenes y el texto, convocamos una reunión y discutimos el manuscrito y cómo podríamos desarrollarlo. Era una línea clara y directa hacia la Gnosis Luciferina y hacia los aspectos setiánicos de la auto-evolución.

La Esencia Luciferina está en sí misma entrelazada con el trabajo del Setiánico. Es un instrumento de auto-deificación y avance, con un camino más firme y serio que algunas versiones de la Magia del Caos. El Sendero Luciferino es de Auto-Deificación Luciferina, donde Set emerge como el Portador de la Llama Negra. Es el momento de plantear una nueva forma más desafiante y potente de Brujería, un retorno a la Brujería Primordial que cuente con los más altos rasgos del espíritu setiánico, ahrimánico o luciferino.

Lecturas recomendadas: Luciferian Witchcraft [Brujería Luciferina] y Liber HVHI.


© Michael Ford


© de la traducción española Miguel AlgOl

No hay comentarios: